Cuando la compañía somos todas.

Hace un año y algo tomé una decisión que cambiaría mi vida para siempre.

Me hice socia de la librería Mujeres y Compañía.

¿Cómo hacerse socia de una librería puede cambiar tu vida? Yo tampoco lo sabía pero así fue. Además de todas las ventajas como librería ( que podéis encontrar en la propia web) hay otras ventajas que nadie te explica pero que vas conociendo en seguida.

Son un espacio seguro.

Un espacio seguro es ese sitio al que sabes que puedes ir cuando sea (en horario comercial) y sabes también que te van a recibir con un abrazo, con cariño, allí puedes hablar y sentirte escuchada. Allí puedes ir sola o haber quedado con alguien, da igual, te vas a sentir arropada.

Hay presentaciones, charlas y encuentros en los que te sientes como en casa, casi mejor que en casa, porque estás rodeada de libros increíbles y de mujeres aún más increíbles. Mujeres sabias, divertidas y cariñosas que te enseñan todo lo que saben y absorben lo poco o mucho que tu puedas aportar.

Allí se hace el feminismo, pero también la amistad y los cuidados. Os estoy hablando de una librería como si fuera un bosque mágico de hadas y mira, casi.

Cuando empecé a ir me moría de vergüenza, incluso hubo algún día que me quedé en casa por el miedo a la gente, por esas consecuencias que arrastramos las personas que nos relacionamos regular por esas cositas que nos pasaron… pero no, allí no. Allí te reciben de tal forma que parece que ellas y sus libros te estaban esperando. Son amor, y las amigas que allí he hecho, también.

Sus libros, ay, sus libros, fuentes de conocimiento inagotable… ¿también algún truñito? ay, chicas, las terf también escriben libros, ¿y qué hacemos? Pues nada, que sigan en la estantería que los buenos, los que nos abren la mente (que son miles más) ya nos los vamos llevando.

Sus redes sociales nos mantienen al día de novedades y de antigüedades, de genealogía y diversión. No sé cómo lo hacen pero algunos de sus stories son más pedagógicas que algunas clases de universidad.

Y ¿por qué os cuento todo ésto? Por cositas como ésta:

https://elpais.com/cultura/2020-03-17/las-librerias-amenazadas-por-el-virus-y-la-competencia-desleal.html

Estamos en un momento de incertidumbre, de miedo y de, quizás , cambio. Porque si utilizamos esta terrible crisis para cambiar nuestra forma de entender el mundo, quizás podamos cambiar algo.

No podemos permitirnos perder la cultura, el feminismo y a nuestras amigas, porque como dijo Lorca…

No sólo de pan vive el hombre. Yo, si tuviera hambre y estuviera desvalido en la calle no pediría un pan, sino que pediría medio pan y un libro. Y yo ataco desde aquí violentamente a los que solamente hablan de reivindicaciones económicas sin nombrar jamás las reivindicaciones culturales que es lo que los pueblos piden a gritos.

Discurso en la inauguración de la biblioteca de Fuente Vaqueros, en 1931.

Os animo a que os hagáis socias, a que participéis de forma activa en la cultura y el feminismo, de forma que sigamos, entre todas, creciendo y resistiendo.

Tienen un catálogo brutal, te piden lo que necesites, pedidos on-line por si no vives en Madrid, descuentos, recomendaciones súper personalizadas… y no, no me odiéis por hacer referencia a un hombre en un escrito sobre una librería feminista, porque las referencias feministas quiero que las vayáis descubriendo en sus redes…

Twitter: https://twitter.com/LibreFeminista

Instagram: https://www.instagram.com/librefeminista/

Os dejo el enlace para hacerse socias… por si os he animado… http://www.mujeresycialibreria.net/hazte-socia/

¡Haz que Fénix vuele más alto!Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies