Ya vienen los reyes magos…

…y la que han liado!!

La cabalgata de este año en Madrid ha levantando críticas en toda España…y todas ellas en nombre de los niños/as…seguro?

Las más llamativas, desde mi punto de mi vista, han sido varias: 

Que no aparezcan animales ha sido muy criticado…pero hay algo que no debemos olvidar: los seres humanos nos creemos los dueños de los animales, y que podemos hacer y deshacer con ellos lo que queramos. Las condiciones en las que se tiene a los animales con los que se hacen espectáculos son lamentables, y creo que está muy bien enseñar a los niños y niñas a respetarlos, a que comprendan que por el hecho de que sean animales, no tenemos ningún derecho a disponer de ellos de la manera que nos plazca…

Animales del circo ecológico de Alejandra Bott.

Los trajes de los Reyes Magos…te pueden parecer más feos o más bonitos…a mi, particularmente, me han parecido super divertidos. Pero no podemos caer en la trampa: «esos trajes no son los de los Reyes Magos y los niños/as lo notan…» los niños/as, le pese a quien le pese, tienen la mente mucho más abierta que los adultos. 

Vamos a hacer un ejercicio: yo digo mesa. Vosotros/as vais a pensar en una mesa, la que sea…redonda, alta, bajita, para 10 comensales o una plegable para la piscina… todas ellas son mesas, pero a cada uno/a, le ha venido a la cabeza una mesa diferente!


Los niños/as, tienen una imagen formada de los Reyes Magos que los adultos les indicamos. Con ésto quiero decir que si algún niño/a se ha sentido…»contrariado» por los trajes de los Reyes, se les debería haber explicado, de forma más o menos poética, que han cambiado de traje, que son nuevos, que son diferentes…el problema es que la palabra diferente nos da más miedo a los mayores que a los pequeños. ¿O acaso nosotros/as llevamos siempre la misma ropa? Pobrecitos los Reyes Magos, siglos y siglos con las mismas túnicas…deben ser los únicos que no han caído en el consumismo y en las garras de la moda…


Sobre el aspecto religioso, creo que la cabalgata de los Reyes Magos ha traspasado el catolicismo para convertirse en una fiesta colectiva. No creo que se haga una fiesta en plena calle con derecho de exclusión, ¿o acaso cualquier niño/a, criado en la religión que sea, no tiene derecho a disfrutar de algo tan mágico? La religión se debe inculcar en las casas, en los lugares de culto, y esta cabalgata ha sido un momento de diversidad, de evolución, de cambio…que ha permitido que todos los allí presentes disfrutaran de ese momento y que cada persona, perteneciente a la religión que sea, pudiera explicar a sus hijos/as el sentido de la misma. No había nada excluyente, inclusión, sin embargo, si. 


Sobre el respeto a la tradición…las tradiciones no son buenas por el hecho de ser tradiciones. Las tradiciones, simplemente, son actos que se realizan con una periodicidad determinada. Pero el paso de los años hace que cambien, evolucionen, o incluso, desparezcan, y por qué no, que aparezcan otras nuevas. Nadie ha intentado acabar con los Reyes Magos, pero si introducir cambios demandados por la sociedad que ahora vivimos.

(Además, las carrozas de centros comerciales no son ni muy tradicionales ni muy religiosas…pero de eso no se quejaba mucha gente…)

He escuchado críticas, incluso, al discurso de uno de los Reyes por hablar del cambio climático. Se quejaban de que estaba adoctrinando. El cambio climático no es doctrina, es una realidad que todos/as, creyentes o no, estamos viviendo, y me parece un momento estupendo para seguir despertando conciencias, y recordando a los niños/as la importancia de cuidar el mundo en el que vivimos.

Una de las peores críticas que se han podido hacer, ha sido la de la participación de las mujeres en las carrozas. La noticia fue un escándalo por dos motivos: el primero, que los medios de comunicación manipularon, por no decir que mintieron descaradamente, al decir que habría Reinas Magas, cuando la realidad era otra bien distinta: algunas mujeres, en algunas cabalgatas de distritos, se disfrazarían de Reyes Magos. El segundo motivo: que escueza tanto que una mujer participe, es un indicador del machismo en el que nos movemos. Incluso aunque hubieran sido Reinas Magas (insisto, que no lo eran) no debería haber sido objeto de las críticas que se recibieron. Yo, como mujer, me sentí, una vez más, discriminada. ¿Tan complicado es disfrazarse de Rey Mago, que sólo un hombre de raza blanca puede hacerlo? Recordemos, ha de ser de raza blanca y pintarse la cara en caso de querer ser Baltasar…



¡¡¡Si una de las mejores escritoras de literatura infantil de nuestro país ya lo hizo!!!!



El viernes volví al cole. Mis alumnos y alumnas de sexto me contaron qué hicieron en sus vacaciones y en un momento determinado, alguien dijo algo de la cabalgata. Yo les dije que qué habían oído, que querían decir, pero no dirigí absolutamente nada de la conversación. Alba, fue la primera en hablar y dijo: «yo lo que veo fatal es que los hombres no dejen participar a las mujeres». ¡Bravo! En ese momento todas las niñas empezaron a decir: «¡¡¡es verdad!!!» y yo pregunté: ¿vosotros, qué pensáis? y ni un solo niño dijo lo contrario, todos estaban a favor de que las mujeres se disfrazaran. Todos saben que los Reyes de las cabalgatas no son los de verdad porque no pueden estar en todos los sitios a la vez, ellos fueron quienes me explicaron que son ayudantes y que las mujeres, pueden hacerlo igual. Luego Óscar dijo que los trajes no le gustaron, porque la imagen que tiene él de los Reyes no es esa. Entonces yo le dije: «tú tienes una imagen, pero aquí, sólo en clase, somos 26 personas, cada uno con su propia imagen de los Reyes…es imposible que la representación sea la misma para todos/as, ¿verdad? y además, tu imagen es tuya, y es genial, pero no quiere decir que sea la mejor ni la única. Entonces…¿pasa algo porque los Reyes vistieran esos trajes?» Y no, no pasaba nada, unos se reían, porque no les gustaban, otros, decían que si, pero ninguno perdió la fe en la magia por ello… 

Para finalizar, me gustaría contar que también habían oído lo de la cabalgata Laica en Valencia, con las tres reinas de enero: Libertad, Igualdad y Fraternidad. No entramos a valorar lo que representan, si bien es cierto que no hacían daño a nadie…pero si hablamos de que las críticas que habían recibido habían sido «feas, gordas» dije yo, no quería decir nada más…pero un niño dijo: «si las llamaron hasta prostitutas»…todos condenaron los insultos a las mujeres.

Pero después de todo este post, mi conclusión es: nos hemos querido preocupar mucho por los niños/as, y al final, les hemos enseñado, en el día más mágico del año, lo peor de los adultos. Que unos niños/as tengan que escuchar las barbaridades que se han dicho,me parecen, con diferencia, mucho peor que unos trajes tan locos. Se ha desaprovechado una oportunidad maravillosa para enseñar a los peques ( y no tan peques) la grandeza del respeto y la diversidad. 

Enhorabuena adultos. 

¡Haz que Fénix vuele más alto!Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Leave a Comment

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies